La Policía Foral disuelve una fiesta ‘rave’ en una ermita en Guirguillano

La Policía Foral disolvió en la madrugada de ayer una fiesta ‘rave’ que había sido convocada a través de redes sociales en la ermita Santa María de Gorriza (Guirguillano), con participación de DJ y decenas de personas.

Hasta el lugar se desplazaron cuatro patrullas de seguridad ciudadana de la Policía Foral, que abortaron el evento y denunciaron a varias personas por tenencia de sustancias estupefacientes.

No es la primera vez que se interviene en dicho lugar, ya que durante la pandemia se disolvió otra concentración ilegal de personas, tras alerta de los vecinos por las molestias nocturnas ocasionadas por música a alto volumen, según ha informado la Policía Foral..

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.