Representantes del centro de salud de Estella dicen que sus instalaciones están «obsoletas»

PSN, Geroa Bai y EH Bildu coinciden en la necesidad de «urgente» de trasladar el centro a un nuevo emplazamiento

Representantes del centro de salud de Estella han destacado que se trata de una instalación «obsoleta por su antigüedad y carencias técnicas», lo que se traduce en la «precariedad» con la que en este momento están desarrollando su trabajo tanto el personal del centro y que «repercute directamente en la calidad de la asistencia».

Así lo han advertido durante la visita a las instalaciones de la Comisión de Salud del Parlamento de Navarra. Los parlamentarios que han asistido han sido Jorge Aguirre (PSN), Blanca Regúlez (Geroa Bai) y Txomin González (EH Bildu).

La delegación del Legislativo ha sido recibida por Cecilia Alzu, directora del Centro de Salud, Avelina López de Goicoechea, jefa de la Unidad de Enfermería, Peio Goyache, coordinador del Servicio Normal de Urgencias y Esther Merino, jefa de la Unidad Administrativa, ha informado en un comunicado el Parlamento foral.

El objeto de la visita, según han explicado los portavoces de los grupos proponentes, ha sido interesarse por la «situación real y las necesidades» del centro de salud de Estella, debido al «estado precario de las instalaciones y a la falta de espacio existente».

Seguidamente, ha tenido lugar un encuentro en el que Cecilia Alzu, directora del Centro de Salud, junto al resto de responsables del centro, han explicado la realidad de una instalación «ya obsoleta por su antigüedad y carencias técnicas», lo que se traduce en la «precariedad» con la que en este momento están desarrollando su trabajo tanto el personal sanitario como el resto de profesionales que prestan servicios en él.

«Esta situación repercute directamente en la calidad de la asistencia, algo que se ha visto especialmente agravado estos últimos años por la situación de pandemia y la necesidad de establecer diferentes circuitos de acceso para personas enfermas de COVID-19, o con síntomas de padecer la enfermedad», han añadido.

En ese sentido, han explicado que las demandas del centro pasan por la necesidad de «más espacio» donde las y los profesionales «puedan ejercer con dignidad su trabajo». «Las carencias se vienen paliando gracias a los profesionales sanitarios, trabajadores y trabajadoras del propio centro que han conseguido una organización y optimización de los recursos, dando múltiples usos a los espacios existentes y garantizando con esta implicación un servicio sanitario de calidad. Pero la incorporación de nuevos profesionales hace que la situación sea insostenible», han destacado.

Así, tras manifestar que, entre otros problemas, «no existe físicamente ningún espacio para realizar ecografías», desde el centro han criticado que la «optimización del espacio» ha derivado en una «falta de privacidad para el paciente», ya que la atención administrativa se realiza en la misma sala de espera del Servicio de Urgencias, que al ser tan pequeña «no garantiza ni la intimidad ni la protección de datos».

De la misma manera, desde el centro destacan las «carencias» en materia de accesibilidad, ya que «no hay ningún ascensor para camillas y solamente hay un baño adaptado para personas con discapacidad en todo el edificio». Según han explicado, dada su antigüedad, el edificio «no soporta la construcción de un nuevo ascensor».

Una vez concluido el encuentro, la delegación parlamentaria ha realizado un recorrido guiado por las distintas dependencias del centro de salud acompañados por los responsables, y los portavoces de todos los grupos han coincidido en la necesidad «urgente» de trasladar el centro a un nuevo emplazamiento para garantizar y mejorar la calidad asistencial.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.