Pamplona anima a la ciudadanía a plantar el resto del bosque de absorción del polígono de Agustinos

Este lunes 17 de octubre se abre el plazo de inscripción para las dos jornadas de voluntariado que serán el 5 y el 12 de noviembre

PAMPLONA, 16 (EUROPA PRESS)

Este otoño el Consistorio continúa con la plantación de los árboles y arbustos que crearán un bosque autóctono en el polígono de Agustinos (Comarca 1). Si el pasado año total se plantaron 620 ejemplares (100 de ellos en acciones de voluntariado) y 200 arbustos en una de las tres hectáreas del futuro ‘bosque de absorción’, los días 5 y 12 de noviembre el Ayuntamiento de Pamplona volverá a requerir voluntariado que quiera implicarse en este desarrollo de ciudad que ya tiene los sellos ‘Calculo’ y ‘Compenso’, reconocimientos que definen aquellos proyectos que realizan absorción de dióxido de carbono en la lucha contra el cambio climático.

Este próximo lunes se abren inscripciones para las dos convocatorias previstas. Un total de 50 personas de todas las edades podrán participar en cada jornada de forma que, a finales de mes, la ciudadanía haya participado en la plantación de aproximadamente 100 árboles en otra hectárea del terreno. A lo largo del invierno la Escuela Taller de Jardinería plantará otros 1.700 ejemplares de roble pubescente, encinas, pino, arces, abedules, nogales y serbales, entre otras especies arbóreas y 200 arbustos, dando por terminada la plantación del bosque de absorción, ha explicado en una nota el Consistorio.

Esta nueva zona arbolada, diseñada en una parcela municipal, permitirá a la ciudad «compensar una parte de las emisiones de CO2 que produce, mejorando su situación ante el llamado efecto invernadero y luchando contra el cambio climático». «Además, mejorará la calidad de vida de la ciudadanía y aumentará la biodiversidad rehabilitando un área sin uso, reduciendo la erosión de suelos y consiguiendo la recuperación paisajística del entorno», ha destacado.

La creación del bosque y la consiguiente reducción de las emisiones de Gases de Efecto Invernadero (GEI) se enmarca dentro de la iniciativa ‘Go Green Pamplona’ y la Estrategia de Transición Energética y Cambio Climático 2030, que persigue un modelo de ciudad sostenible y descarbonizada.

Para que los pamploneses conozcan de primera mano el proyecto y puedan participar en su puesta en marcha, el Ayuntamiento ha organizado dos mañanas de plantación los días 5 y 12 de noviembre. Ambas acciones se desarrollará de 10 a 12 horas y para participar únicamente hay que inscribirse a través de un formulario digital, bien de forma individual, bien por grupos de hasta 5 personas.

Las 50 plazas de cada jornada se completarán en orden de inscripción. El Ayuntamiento de Pamplona proporcionará a las personas participantes la plantas, azadas, cubos y palas necesarias y la tierra estará previamente removida por medios mecánicos para aligerar el trabajo. Quienes se animen a construir un bosque solo deberán llevar guantes de trabajo, el agua y almuerzo que vayan a consumir y ropa adecuada para la tarea al aire libre. La jornada contará con la colaboración de alumnado del CIE Agroforestal para dirigir la actividad.

Para llegar al espacio de plantación se puede usar la línea 10 del transporte Urbano Comarcal (Beloso Alto-Orkoien) o bien la línea 17 (Berriozar-Mutilva). En ambos casos desde la parada hay un corto trayecto a pie. Desde la calle Rafael Alberti de Orkoien se deberá coger un camino peatonal de aproximadamente un kilómetro de longitud. Las personas inscritas recibirán un correo con las instrucciones para llegar hasta la parcela de plantación.

BOSQUE DE ABSORCIÓN

En un plazo de tres años el bosque permitirá incrementar la absorción de dióxido de carbono en la ciudad, equilibrando la emisión de gases de efecto invernadero, lo que se conoce como ‘huella de carbono’. La primera hectárea plantada ha compensado 15 toneladas de CO2 de las emisiones, en un cálculo conservador porque que solo tiene en cuenta el 20% del CO2 absorbido por la plantación y el 70% de los árboles plantados, aunque la cifra se puede revisar al alza dependiendo de la evolución del bosque. Con los resultados de las próximas plantaciones la ciudad podrá optar al tercer y último sello, el ‘Reduzco’, que reconoce la trayectoria de reducción de emisiones tras cuatro años de cálculo.

Atendiendo a los requisitos del proyecto de compensación de emisiones este bosque está dotado de su propio plan de gestión forestal realizado con el apoyo técnico de la Federación Española de Municipios y Provincias.

También trabajan en su creación otros servicios y recursos municipales. Como ejemplo, las 17 personas que componen el alumnado de la Escuela Taller de Jardinería Aranzadi se han encargado estos días de preparar las hoyas de plantación para las próximas jornadas, además de realizar suministro de compost, el conteo y la reposición de marras, así como la colocación de una manta antigerminación que además ‘evita’ la evaporación del agua del suelo. Será esta escuela la que, dentro del periodo de ‘obra social’ y como parte de su aprendizaje de un oficio, se encargue de completar las dos últimas hectáreas.

De esta forma al final del proceso el nuevo bosque de Pamplona bosque tendrá aproximadamente 2.325 árboles y 400 arbustos.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.