Las competencias digitales de los navarros se sitúan en el 5,6, un «mínimo avance» respecto a 2021 pero «insuficiente»

El grado de competencia global de la población activa navarra se establece en un nivel medio-bajo, «lejos» de países europeos

PAMPLONA, 31 (EUROPA PRESS)

Las competencias digitales de la población activa navarra arrojan una puntuación de 5,6 sobre 10, una cifra que «representa una mínima mejora respecto al año pasado» (5,2) pero que supone «una velocidad de avance claramente insuficiente para los retos competitivos que tiene la sociedad y economía navarra».

Así se desprende del ‘II Estudio de Competencias Digitales de la Población Activa de Navarra’, promovido por Fundación Industrial Navarra (FIN) y el Colegio de Ingenieros Industriales de Navarra (COIINA).

Las conclusiones del estudio han sido presentados este martes en rueda de prensa por la directora-gerente de Fundación Industrial Navarra y del Colegio de Ingenieros Industriales de Navarra, Elena Alemán; el director general de Fundación Caja Navarra, Javier Fernández; el director del Área de Formación y Transformación Digital de Fundación Industrial Navarra, Gonzalo Franco; y el responsable del II Estudio de Evaluación de Competencias Digitales de la Población Activa de Navarra, Mikel Arbeloa. En la presentación también ha estado presente el consejero de Desarrollo Económico y Empresarial del Gobierno de Navarra, Mikel Irujo.

La puntuación obtenida, 5,6, se encuentra enmarcada entro de la categoría ‘Nivel 3 (medio-bajo)’, que abarca una horquilla entre 5,1 y 6. «El grado de competencia global de la población activa navarra se establece en un nivel 3 (medio-bajo), lejos de países europeos con los que vamos a competir», señala el documento.

Según Mikel Arbeloa, con estas cifras «difícilmente vamos a poder avanzar con ciertas garantías de éxito en la Transformación Digital de Navarra». «Tenemos una puntuación francamente insuficiente, un aprobado pelado. Y con los retos que tenemos, y con la entidad que es Navarra desde el punto de vista del PIB industrial, esto es un punto de partida bajo», ha indicado Arbeloa.

En el estudio se observa que la mayor parte (58,2%) de los encuestados se encuentra en los niveles más bajos (elemental, 7,5%; básico, 30,6%; y medio-bajo, 20%). «Tenemos casi a la mitad de la población en los tramos más elementales, que son absolutamente insuficientes. Casi la mitad de la población tiene un nivel muy bajo», ha remarcado Arbeloa.

Todas las áreas, según el informe, obtienen unos resultados «por debajo de lo deseable». Concretamente, el área de Información se sitúa este año en un 5,6, frente al 4,7 de 2021; la Comunicación en 6, frente a los 5,8 del año pasado; la Creación de contenido en 4,6 frente al 3,6 de 2021; el área de Seguridad se sitúa en un 6,4 frente al 7,1 de 2021; y la Solución de problemas en 5,8, frente a los 5,5 del pasado año.

Por sexos, el estudio «no revela diferencias muy relevantes» y en ambos casos «los resultados son bajos», ya que las 229 mujeres encuestadas arrojan una puntuación total de 5,7 puntos, y los 397 hombres, de 5,6.

Tampoco la segmentación por tramos de edad «revela diferencias muy relevantes», con la excepción de que «los tramos de edad más jóvenes tienen un comportamiento ligeramente mejor», si bien «en general los resultados son bajos». Concretamente, la franja de 21 a 35 años obtiene una puntuación de 5,8; la de 36 a 45, 5,5; la de 46 a 55, 5,6; y de 56 y más, 5,6 puntos.

En cuanto a la distribución por nivel de estudios, es «más significativa» que la edad o sexo, ya que «conforme sube el nivel de estudios, mejora el resultado total». En el caso de los doctorados, se sitúan en un nivel intermedio, «el más alto alcanzado en este estudio». «En cualquier caso, y con excepción de doctorados, másters e ingenierías superiores, los resultados globales son claramente insuficientes», señala el informe. De esta forma, los niveles de Educación Primaria, Secundaria y Bachiller obtienen 5,3 puntos; FP Grado Medio, 4,1; FP Grado Superior, 5,6; Grado, diplomatura e ingeniería técnica, 5,6; Máster, licenciatura e ingeniería superior, 6; y doctorado, 6,6 puntos.

En el caso de la segmentación por perfiles profesionales, «sí que arroja algunas diferencias significativas», ya que «las direcciones generales, de RRHH, comercial, marketing y oficina técnica obtienen las mejores puntuaciones, con un nivel 4 (intermedio)». Por su parte, la puntuación más baja, «claramente insuficiente», lo proporcionan los «operarios cualificados, incluso peor que el grupo sin experiencia laboral».

Por ello, y a partir de los resultados recogidos en el informe, desde FIN y COIINA proponen complementar estos datos con dos indicadores estratégicos, el autoaprendizaje y el trabajo en equipo, que «permitan interpretar, dar sentido y propósito a los resultados obtenidos en este y en próximos estudios», para obtener una perspectiva «sencilla y ágil».

Finalmente, y para «ayudar a ser más eficientes en esta carrera contrarreloj», desde las entidades impulsoras del estudio recomiendan «incrementar la velocidad de progreso». «Estamos avanzando a un ritmo de 0,4%, cuando deberíamos avanzar, como mínimo a ritmo de un 3%», ha señalado Arbeloa.

También apuesta por «revertir urgentemente los resultados bajos o muy bajos que presentan un más del 40% de los profesionales», además de «focalizar la atención» en los dos indicadores propuestos y de «ayudar a la detección y comprensión de novedades tecnológicas y herramientas que van a tener un verdadero impacto en su desarrollo profesional».

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.