La Mancomunidad de Montejurra recicló el 57% de los residuos recogidos en 2020

La Mancomunidad de Montejurra recogió a lo largo de 2020 un total de 25.337 toneladas de residuos municipales, lo que supone una media de 485 kilos de basura generada por habitante, una cantidad muy similar al ejercicio anterior. Se consiguieron reciclar 14.535 toneladas, es decir, el 57% de los residuos acumulados, mientras que 10.802 toneladas fueron eliminadas en el vertedero.

El año 2020 ha sido un ejercicio marcado por la crisis sanitaria, lo que “ha supuesto un gran reto para la Mancomunidad de Montejurra, tanto en el servicio de aguas, como en el de recogida y tratamiento de residuos: adaptación de procesos, modificación de turnos, medidas extraordinarias de prevención, etc”.

En términos de recogida de residuos, en este tiempo de pandemia, se han incrementado los envases un 5%. Sin embargo, la fracción de vidrio se ha reducido un 3%, ha indicado la Mancomunidad en una nota.

El principal reto de la Mancomunidad, en los próximos años, pasa por “mejorar la calidad de la materia orgánica recogida o, dicho de otra forma, reducir la cantidad de impropios (residuos depositados incorrectamente en un contenedor)”. En los últimos años, el porcentaje de impropios “estaba atascado en torno al 23%”, sin embargo, actualmente, el porcentaje medio de impropios es del 18%, ha apuntado.

En este sentido, la Mancomunidad de Montejurra ha afirmado que 2020 “ha sido un punto de inflexión en cuanto a la separación de los residuos en los hogares y en la calidad del reciclaje”.

La Mancomunidad de Montejurra “es la entidad que mayor porcentaje de materia orgánica recoge de manera selectiva en todo el territorio navarro”. Además, cuenta con una planta de compostaje “asentada y con una amplia experiencia en el proceso que se lleva desarrollando, de forma pionera, desde los años 90” y el compost obtenido se vende a agricultores de la zona “y tiene una gran aceptación”, ha resaltado.

REFUERZO DE LAS ACTUACIONES DE 2020

A pesar de la crisis sanitaria, en el pasado ejercicio se han llevado a cabo varias mejoras en la recogida de residuos. Una de ellas ha sido la implantación del contenedor de ‘Pañales y Otros’ en Estella, Ayegui y Villatuerta. En el último trimestre del año, se recogieron 30 toneladas de este residuo, únicamente en dichas localidades.

“Este despliegue posibilita la mejora de la calidad de los residuos recogidos en los contenedores y, por ende, una mejora del reciclaje”, ha destacado la Mancomunidad de Montejurra, que ha valorado que “la experiencia está siendo positiva, con una gran aceptación entre los ciudadanos”. Por ello, la implantación del contenedor de ‘Pañales y Otros’ se va a instaurar, a lo largo de este año, en otras localidades.

Otra de las acciones relevantes de 2020 ha sido el proyecto piloto de los contenedores de boca pequeña. Este sistema se inició en las localidades de Valdega y La Berrueza y posteriormente se fue ampliando a otras zonas.

“El resultado final ha sido muy positivo para la correcta separación de residuos, ya que se ha obtenido un nivel de calidad en la recogida de materia orgánica cercano al 95% (únicamente un 5% de residuos impropios)”, ha señalado la Mancomunidad, que ha avanzado que el proyecto se extenderá, también, a otras zonas.

Mancomunidad de Montejurra ha informado, además, de que potenciará el incremento y despliegue de recogidas selectivas de residuos especiales, como son los textiles, cartón, voluminosos, poda, pilas, etc. Por lo tanto, a lo largo de 2021, se continuará apostando por el refuerzo de dichas líneas de acción.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.