La interpretación musical: una manera de dar vida propia a las notas

Vivir de la música es el sueño de muchos, ya sea desde casa creando obras maestras o desde un escenario deleitando al público presente con interpretaciones majestuosas. Pero, aunque parezca sencillo, la música requiere de disciplina, compromiso, constancia y mucha práctica, al menos para aquellos que buscan convertirse en verdaderos músicos profesionales. Si estás buscando oportunidades de estudio, especialízate a distancia con el Máster en Interpretación Musical e investigación de la Universidad Internacional de Valencia y comienza a dar tus primeros pasos hacia la consolidación de tu talento artístico.

Uno de los aspectos de la música que quizá muy pocos conocen es la interpretación. Algo que, comparado con la pintura, sería como proveer de pinceles y lienzo a dos personas distintas para que represente un mismo paisaje. Cada uno, en función a sus influencias, conocimientos técnicos y experiencia, tendrá la posibilidad de dar sus matices y detalles. Y no se trata de quien lo representa mejor, sino de que cada uno pueda ofrecer una identidad a la obra. Y esta es la magia de ese campo, en la cual puedes mejorar tus habilidades de composición y ejecución.

A lo largo de la historia se ha estudiado el valor interpretativo de un artista, lo que lo diferencia de otros que pueden tocar la misma obra al pie de la letra, pero es la vitalidad, personalidad y sinceridad que puede conseguirse solamente con tiempo y estudio. Aun así, mejorar estas habilidades no solo requiere de conocimientos y estudio, sino de pasión, de fusionarse con la creación y proyectar una parte del alma a través de las herramientas que la interpretación musical nos ofrece.

Básicamente, la interpretación musical engloba el hecho de poder analizar y reproducir con diferentes instrumentos obras de otros compositores que han dejado sus creaciones a lo largo de diferentes épocas y periodos. Esto, combinándolo con el conocimiento musical, técnica, y toda la sensibilidad que pueda sumarle quien la interpreta. Para ello, existen técnicas y recomendaciones, y es que es un proceso de construcción que no se adquiere de la noche a la mañana, por lo que contar con profesores experimentados es una excelente opción.

La Universidad de Valencia ha reunido a grandes maestros de la música que han puesto sobre la mesa sus conocimientos para compartir esta cátedra a través de la plataforma digital. Ellos son capaces de hacer emanar toda la expresión y las emociones aplicando diferentes fundamentos que logran dar vida a la forma de tocar de los estudiantes. Algunos de estos fundamentos se centran en proyectar el estado de ánimo y combinarlo con el estilo y el tempo de la pieza.

Moldear y dar forma a las dinámicas, o el volumen e intensidad con la que se toca, así como manejar las fluctuaciones de la melodía y el dramatismo en la forma de tocar, son algunas de las prioridades a trabajar. Lo importante del estudio de esta disciplina es poder tener la habilidad de dar un significado a cada nota, y al final del día este conocimiento puede ser una forma de generar tu propio trabajo.

Puedes crear composiciones para películas u otros artistas, o puedes encontrar trabajo como músico de sesión acompañando a otros músicos en conciertos o realizar grabaciones de estudio. Sea cual sea el instrumento que ejecutes, lo más importante es hacerlo con pasión y dedicación. 

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.