La CUN utiliza el videojuego ‘Mario Kart’ en un proyecto para la recuperación emocional y motora de niños con cáncer

PAMPLONA, 17 (EUROPA PRESS)

La Clínica Universidad de Navarra (CUN) ha puesto en marcha un estudio para mejorar la recuperación motora y emocional de los niños con cáncer a través de unas bicicletas estáticas conectadas a un videojuego. Un proyecto posible gracias a un donativo de 6.000 euros del Banco Santander.

El estudio del Servicio de Hematología de la Clínica Universidad de Navarra quiere evaluar los efectos de esta terapia rehabilitadora en los pacientes. Amaya Oroz, enfermera del Área de Terapia Celular de la Clínica Universidad de Navarra, explica que «proyectamos el videojuego de ‘Mario Kart’ en la pared de la sala y cuanto mayor sea la velocidad de pedaleo de la bicicleta, más avanza el coche y lo que sería el manillar de la bicicleta es, en realidad, un mando de consola con el que el paciente puede controlar el coche del videojuego».

El estudio que realizará el Servicio de Hematología se centrará en la terapia celular y en pacientes que han sido diagnosticados con leucemia. Estos pacientes podrán hacer uso de la bicicleta antes de recibir el trasplante y después, de manera que el progreso del estado de la persona pueda identificarse a lo largo del tiempo, explica la CUN en una nota.

La Dra. Andrea Urtasun Erburu, oncohematóloga pediátrica de la Clínica Universidad de Navarra, subraya que el objetivo de la investigación es «fomentar el ejercicio físico entre los niños y adolescentes trasplantados, mientras realizamos un control evolutivo de los cambios en su composición corporal, su capacidad pulmonar y cardiaca y factores psico-emocionales, entre otros».

Las bicicletas estáticas pertenecen a la empresa Dualebike y, al ser aparatos portátiles, permiten ser usados y retirados del lugar con facilidad. Además, no existe un límite de edad para hacer uso de las bicicletas. De manera que, «ahora estamos empleando esta nueva forma de rehabilitación en niños entre los 6 y los 18 años, pero si los resultados del estudio son positivos podremos ampliar el rango de edad para que más pacientes se beneficien de esta terapia», añade la Dra. Urtasun.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.