Jornada de puertas abiertas en la depuradora de Estella

La estación de depuración de aguas residuales de Estella (EDAR) celebra este sábado, 14 de noviembre, su primer día de puertas abiertas. La jornada, organizada por la empresa pública del Gobierno de Navarra NILSA (Navarra de Infraestructuras Locales, S.A.) junto con la Mancomunidad de Montejurra, comienza a las 10 horas con la visita de un grupo de personas con necesidades cognitivas especiales.

A las 11 horas está previsto que visite las instalaciones un grupo de adultos y niños de la Apyma de Ayegui y, a las 12 horas, un tercer grupo del centro Oncineda, para personas con discapacidad intelectual. En función de nuevas demandas, se irán formando nuevos grupos. Cada uno, con un máximo de 15 participantes, conocerá las líneas de tratamiento de agua y fangos guiado por personal experto en educación medioambiental. Las visitas, de una hora de duración, se ofrecen en castellano, euskera e inglés, y son de carácter gratuito. Las personas interesadas en participar pueden solicitar su plaza hasta el viernes, llamando de 8 a 17 horas a los teléfonos 948 795 600 y 620 337 405.

La instalación de Estella da servicio a la propia ciudad del Ega, así como a Bearin, Ayegui, Arandigoyen, Oteiza, Irache, Villamayor de Monjardín y Villatuerta. El volumen medio de agua tratada es de 5.000 metros cúbicos diarios correspondientes a las aguas sucias urbanas, a los que hay que sumar 2.500 m3 procedentes de la industria. La depuradora cuenta con un tratamiento de filtros biológicos y triple decantación de sólidos en la línea de tratamiento de agua, y con otra línea de tratamiento de fangos a través de espesación y aireación. Ello supone que el agua sucia atraviesa los filtros y los decantadores para ir reduciendo su carga contaminante, mientras que, a su vez, la carga de suciedad se transforma en lodos, que son almacenados aparte y luego oxigenados.

En 2014, Navarra depuró 79.931.971 m3 en todas sus instalaciones, que son más de un centenar repartidas por toda la geografía foral. En la actualidad, 43 poblaciones navarras cuentan con instalaciones muy pequeñas, de diseño simple y tratamiento biológico sencillo; 106 localidades disponen de tratamiento biológico completo (esto supone que se suma una etapa en el tratamiento del agua al sencillo) y 25 poblaciones tienen instalaciones de tamaño medio y tratamiento terciario (añade dos etapas). Otros 340 núcleos, de baja densidad de población, están atendidos con fosas sépticas, la solución más básica de todas, pero igualmente efectiva por la poca contaminación que recibe.

Todas las depuradoras de Navarra se pueden visitar y, hasta la fecha, las visitas a los ríos se han realizado en el Aragón, Arakil, Araxes, Arga, Baztán, Bidasoa, Ebro, Ega, Larráun, Leitzaran, Luzaide, Odrón, Ultzama, arroyo de San Pedro y balsa del Pulguer.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.