Gómez dice que el Gobierno foral tiene una «hoja de ruta clara» y «bien diseñada» sobre emergencia climática

PAMPLONA, 13 (EUROPA PRESS)

La consejera de Desarrollo Rural y Medio Ambiente del Gobierno de Navarra, Itziar Gómez, ha afirmado que el Ejecutivo foral dispone de una «hoja de ruta clara, con una planificación bien diseñada» que se creó al inicio de la legislatura y que es «el paraguas» bajo el que se despliegan las políticas del Gobierno».

Así lo ha manifestado este jueves, durante una interpelación formulada en el pleno parlamentario por Podemos sobre política general en materia de emergencia climática.

«Es necesaria una visión transversal de las políticas y acciones medioambientales, y en el Gobierno de Navarra así lo entendemos», ha asegurado la consejera, tras citar medidas desarrolladas por el Ejecutivo como la estrategia de transición ecológica ‘Navarra Green’, que contempla proyectos en materias como movilidad sostenible o energías renovables, entre otras.

Se trata, según Gómez, de un «paraguas con seis grandes ejes» que se materializan en proyectos «tan importantes» como el de cubrir con placas solares el Canal de Navarra; el del corredor ecológico de Sakana, financiado con 5 millones de euros de los fondos React; la construcción de la mota de Falces para prevenir inundaciones en el núcleo urbano, también financiada con fondos europeos; o la restauración de ecosistemas fluviales y la gestión de residuos, entre otros.

También ha citado otros proyectos desarrollados en otros departamentos, como el de rehabilitación de viviendas y edificios de Navarra ‘Biziberri’. La consejera ha añadido que en estos últimos 6 años los proyectos de rehabilitación protegida de inmuebles «se han multiplicado por más del triple, al pasar de 53 expedientes y 314 viviendas en 2015 a 230 expedientes del pasado ejercicio, que incluyen 976 viviendas rehabilitadas». En esta línea, las subvenciones concedidas «se han incrementado en la misma proporción», pasando de 1,3 millones a 4,3, con una inversión total de «más de 12 millones».

Asimismo, ha hecho referencia a la ejecución del Plan Moves, destinado a impulsar la compra de vehículos eléctricos y la instalación de puntos de recarga. «Navarra sigue siendo la comunidad que mejor gestiona esas ayudas», ha asegurado, tras añadir que Navarra contaba con 5 millones de euros asignados pero que «debido a la gran ejecución de las ayudas», se solicitó una ampliación de 18 millones y, tras su aprobación, el presupuesto total de estas ayudas para la Comunidad ha ascendido a 23,5 millones de euros.

Por otro lado, ha subrayado que las obras de modernización del Palacio de Navarra supondrán un ahorro de hasta un 90% de consumo eléctrico. «Es un paso más, porque todo suma, hacia la transición hacia la economía verde, la mejora de la eficiencia energética y la reducción de emisiones de CO2 en la sede del Gobierno de Navarra», ha señalado.

La consejera también ha citado el proyecto LIFE NAdapta, que contempla actuaciones en materia de agua, bosques, salud, infraestructuras, o agricultura y ganadería, con «un enfoque multisectorial y estratégico». Según ha añadido, el proyecto es un «vector de coordinación entre departamentos y otras entidades», ya que hay implicadas hasta cuatro sociedades públicas.

La parlamentaria de Podemos Ainhoa Aznárez ha afirmado que es «indiscutible» estamos inmersos en un escenario de emergencia climática y ha planteado diversas medidas «con un gasto mínimo», como son la actualización de los estudios sobre el consumo del propio Parlamento foral «para poder maximizar la eficiencia energética» de las instalaciones, o encargar una nueva auditoría. También ha recomendado instalar placas solares en el edificio para su autoconsumo e impulsar espacios verdes, así como agilizar las compensaciones a familias con calderas comunitarias, entre otras medidas.

Por su parte, la parlamentaria de Navarra Suma Elena Llorente ha asegurado que la coalición es partidaria de las energías renovables, si bien son «conscientes» de «sus limitaciones», como la «incertidumbre a la hora de planificar su producción». Tras apostar por «reducir el consumo» y por la implantación «masiva» de energías renovables «hibridadas» con sistemas de acumulación energética, Llorente ha destacado la necesidad de contar con «administraciones ágiles» que no «lastren» el desarrollo de renovables, como a su juicio «está pasando» en Navarra con la consejera Gómez. «Necesitamos un Gobierno que esté a la altura, porque este ha demostrado que no lo está», ha reivindicado.

El parlamentario de PSN Javier Lecumberri ha compartido la necesidad de un cambio estructural en cuanto a la generación de energía a través de las renovables, unas energías que los gobiernos de derechas «se dedicaban a castigar y a poner zancadillas». «Nos alegramos de que se haya cambiado la visión sobre estos temas, pero además de este cambio estructural, nos vamos a tener que situar también en cuestiones más correctivas», ha apuntado.

En nombre de Geroa Bai, el parlamentario Pablo Azcona ha destacado la necesidad de «caminar hacia un nuevo modelo energético, una economía circular baja en emisiones de carbono, y sustituir las energías fósiles por las renovables», y ha considerado que en Navarra «hay hechos y compromisos ciertos que se han ido ejecutando en los últimos meses y que tenemos que poner en práctica». Azcona ha subrayado que la ley de cambio climático «ha sido un hito» y que «Navarra va en el buen camino ante este gran reto», y que tiene «las herramientas».

La parlamentaria de EH Bildu Laura Aznal ha criticado que la situación actual es la consecuencia de actuaciones previas y que ahora se va «a la desesperada por perpetuar un modo de vida, un modelo de desarrollo que ya no sirve si queremos dar continuidad al planeta, que nos viene advirtiendo desde hace muchas décadas». «El sistema capitalista lleva en sí mismo el germen de su propia destrucción, y a la vista está», ha reivindicado, tras asegurar que desde EH Bildu serán «ambiciosas» en el desarrollo reglamentario de la ley de cambio climático.

Por último, la portavoz de I-E, Marisa de Simón, ha considerado que Navarra cuenta con una «buena ley y hoja de ruta», aunque esta cuestión «no siempre depende de nosotros». «Desde Navarra podemos y debemos contribuir con nuestro granito de arena», ha señalado, tras apuntar que «nuestra hoja de ruta es muy potente», pero estamos en una crisis climática y energética en la que «las soluciones tienen que venir desde la ciencia» y desde la redistribución de los recursos.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.