Estella-Lizarra pone en marcha una campaña para el control de la población de patos criollos en el río Ega

Paralelamente se han colocado carteles informativos recordando la prohibición de alimentarlos y ya ha habido algunas sanciones por infringir la ordenanza de forma reiterada

El Ayuntamiento de Estella-Lizarra ha puesto en marcha, a través del Área de Desarrollo Rural y Medio Ambiente, una campaña para elaborar un censo de la población de pato criollo que hay en la zona urbana del río Ega a su paso por la ciudad y proceder a su control dada la afección que su presencia tiene ya sobre el río, sobre su fauna autóctona y sobre su patrimonio. Para ello, se ha contratado a una empresa especializada, que acaba de iniciar su labor este fin de semana.

A su vez, se han colocado carteles informativos a lo largo del paseo inundable en los que se informa a la ciudadanía de la prohibición expresa de alimentar a los patos por diversas razones: se favorece la superpoblación de una especie que no es autóctona, se perjudica su salud, se ensucia el río y se aumenta la presencia las especies no deseadas.

En ese sentido, ya han comenzado a registrarse algunas sanciones por infringir de forma reiterada la ordenanza que prohíbe alimentar a los animales en la calle, pero sobre todo se quiere incidir en la concienciación de la ciudadanía.

La especie que abunda ahora mismo en río Ega a su paso por Estella-Lizarra es el pato criollo, habitual en granjas. Y desde hace tiempo se ha detectado que, en parte gracias a esa alimentación artificial por parte del ser humano, hay una superpoblación que provoca que otras especies autóctonas no puedan desarrollarse de forma natural. Por ello, tras elaborar un censo, se procederá a controlar la población y llevarla a unos números que sean sostenibles.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.