Empieza el diseño urbanístico del barrio Donapea, que prevé 5.000 viviendas y conexiones viarias, peatonales y ciclistas

El plan propone la modificación de la entrada a la ciudad por la avenida de Zaragoza y una pasarela peatonal

PAMPLONA, 26 (EUROPA PRESS)

El alcalde de Pamplona, Enrique Maya, y el concejal delegado de Urbanismo, Vivienda y Sanidad, Juan José Echeverría, han presentado este miércoles el diseño urbanístico del barrio de Donapea, que cuenta con una previsión de 5.000 viviendas, conexiones viarias, peatonales y ciclistas y un gran parque natural.

Concretamente, según han explicado en una rueda de prensa, el nuevo desarrollo urbanístico prevé la construcción de 5.000 viviendas, la mitad de ellas protegidas, en la denominada meseta de Donapea; la modificación de la entrada sur a Pamplona por la avenida de Zaragoza, estudiando la eliminación del nudo vial de dos niveles; y la generación de un gran parque natural, que delimitará el barrio, de 110.000 metros cuadrados, que lo convierte en uno de los más grandes de la ciudad.

El ámbito de actuación previsto tiene una superficie aproximada de 717.255 metros cuadrados, con dos áreas claramente diferenciadas, la meseta de Donapea y el entorno de la avenida de Zaragoza, conformadas por suelos que pasarán a integrarse en el término municipal de Pamplona una vez que haya culminado la alteración de límites municipales acordada con la Cendea de Galar.

Gerencia de Urbanismo ha conocido este miércoles la adjudicación del contrato de redacción de la modificación estructurante del Plan Municipal de Pamplona y del Plan Parcial – Donapea. Se encargará de esa labor el estudio Alonso Hernández & Asociados Arquitectura SL, que contará con un presupuesto de 296.571 euros y un plazo de ejecución del trabajo de 18 meses.

Maya ha destacado la «importancia de esta actuación» y el hecho de que la adjudicación del contrato haya sido aprobada por unanimidad, tras asegurar que van a «poner el pie en el acelerador» para que las viviendas «estén cuanto antes a disposición de los ciudadanos». En cuanto a la posibilidad de eliminar el vial sobreelevado que conecta con Iturrama, ha remarcado que «es algo que se va a estudiar». «Es una operación que tiene un coste elevado y también hay ingenieros que están diciendo el valor que tiene ese elemento de conexión desde el punto de vista de obra de ingeniería, por lo tanto, lo analizaremos», ha incidido.

En respuesta a los periodistas sobre los plazos previstos para contar con las viviendas, ha señalado que «diez años no nos lo quita nadie». «Pero si no arrancamos, nunca va a ser posible», ha dicho, tras matizar que lo que ahora se aprueba es la adjudicación del contrato. A partir de ahora, habrá de redactarse el plan, que tendrá que ser aprobado por el Consejo de Gerencia y por el Pleno. «Ahí es donde los grupos municipales propondrán las modificaciones que sean», ha subrayado.

Por su parte, Echeverría ha destacado que «esta es la operación urbanística en política de vivienda más importante que se ha hecho en Navarra en los últimos 15 años, no solo en Pamplona». «Es la siguiente en términos reales a la urbanización de Lezkairu, que fue la mayor», ha indicado.

RECONFIGURACIÓN DE LA AVENIDA DE NAVARRA

El nuevo desarrollo urbanístico reconfigurará la actual avenida de Navarra. Se generarán dos nuevas rotondas, una con Azpilagaña Sur y la prolongación de la calle Sadar, para acceder al norte de la meseta de Donapea, y otra para poder salir hacia la avenida de Zaragoza o continuar por nuevo vial que circunvalará Donapea por el este, por detrás del polígono industrial de Cordovilla.

La antigua carretera a Esquíroz (NA-6001) desde el campus de la Universidad de Navarra, y el vial actual de comunicación con Cordovilla (NA-6003) quedarán integrados en el nuevo desarrollo. Este último se transformará en un vial de coexistencia peatonal y ciclista que atraviese la nueva área residencial.

Nuevos viales circunvalarán el ámbito de la meseta de Donapea para facilitar las comunicaciones del tráfico rodado con la ciudad y con la autopista A-15. En el interior del desarrollo se generarán también dos vías principales que, desde el sur y el oeste, alcanzarán la plaza central de Donapea, así como otros viales menores.

Igualmente, se prevén 34.000 metros cuadrados de usos comerciales en los bajos de los edificios residenciales. Las dotaciones culturales, sociales y sanitarias se integran en la trama, fundamentalmente alrededor de dos espacios urbanos o plazas de referencia. Una de ellas recogerá el vial que conecta el campus de la Universidad de Navarra con Cordovilla, mientras que la otra constituye un espacio central que se vinculará con el acceso peatonal desde el Sadar y la avenida de Zaragoza. Un acceso definido como una serie de dos plazas escalonadas, una dotacional y otra residencial que salvará, con escaleras, rampas y medios mecánicos, el desnivel existente.

CONEXIONES PEATONALES DESDE LA CIUDAD A DONAPEA

En cuanto a la zona de la avenida de Zaragoza, el reto es completar la trama urbana iniciada por el sector ARS-4, que se corresponde con la zona de Azpilagaña Sur, con un diseño abierto hacia Donapea, pero anclado a la directriz de la propia avenida, mediante una combinación de bloques y torres de uso residencial. Estos se articulan mediante una plaza y un bulevar que constituyen un espacio separado del espacio comercial previsto en la zona.

Se estudiará la modificación de la entrada a Pamplona desde el sur, incluyendo el posible desmontaje del nudo de dos niveles que sobrevuela la avenida de Zaragoza para dirigirse hacia Iturrama.

Para la conexión con la meseta de Donapea se definen dos corredores peatonales y ciclistas al norte y al este. El situado al norte se apoya inicialmente en la actual carretera de Esquíroz para saltar del campus al nuevo parque perimetral en la vaguada de Donapea. Ese corredor continúa por el nuevo desarrollo residencial y se vincula con la antigua carretera de Cordovilla, que lleva hoy día a la sede de la AIN, convertida en el plan en un vial de coexistencia.

El otro vial peatonal es una rampa que cruza en forma de puente sobre la avenida de Navarra desde una plaza dotacional al noreste de la meseta de Donapea hasta Azpilagaña Sur para conectar con la avenida de Zaragoza y la zona del Sadar.

DOTACIONES PÚBLICAS

En la zona de la avenida de Zaragoza, se plantea una reserva de espacio para ubicar una escuela infantil. En la zona intermedia, en la nueva plaza donde se ubica la pasarela peatonal, se considera que un espacio cultural y social puede servir de nexo de unión entre la meseta y Azpilagaña Sur.

En la parte superior del ámbito, en la meseta de Donapea, un espacio en forma de plaza aloja reservas para un civivox y para un centro de salud. Hacia el sur del ámbito de actuación, se crea una zona educativa con reservas de colegio, instituto y escuela infantil que se combina con otras dotaciones para usos polivalentes.

Junto al instituto y en la ladera este, se reserva un espacio para dotaciones deportivas como culminación del parque de borde de la vaguada. En cuanto a aparcamientos, junto a los habilitados en superficie en el entorno del desarrollo residencial, se prevé un aparcamiento disuasorio junto a la avenida de Zaragoza, en la trasera del actual supermercado, con una cubierta para la instalación de paneles fotovoltaicos como se está haciendo en el parking junto al CPEIP Cardenal Ilundáin en Rochapea.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.