El Gobierno foral destinará 210.000 euros en ayudas a las personas que cedan su vivienda vacía a la Bolsa de Alquiler

PAMPLONA, 23 (EUROPA PRESS)

El Gobierno de Navarra ha acordado en su sesión de este miércoles iniciar la tramitación de la convocatoria de ayudas 2023 a los propietarios de viviendas que las cedan para su inclusión en la Bolsa de Alquiler de la sociedad pública Nasuvinsa. El presupuesto asciende a 210.000 euros.

El programa, que se desarrolla desde 2017, constituye una de las principales herramientas del Gobierno de Navarra para responder a la demanda de vivienda asequible y poder estimular la movilización de viviendas deshabitadas en el mercado de arrendamiento en un sistema público de alquiler y a precios asequibles, según ha explicado el Ejecutivo foral en una nota.

Aparte de garantizar el cobro puntual de la renta y de realizar todas las gestiones del contrato de arrendamiento, el programa ofrece a las personas participantes un conjunto de ventajas, tanto económicas como fiscales, y también apoyo para tramitaciones administrativas. Así, por ejemplo, reciben, en un único pago, una subvención de unos 1.500 euros, o el equivalente a tres meses de renta, y un pago mensual de 50 euros para los gastos de comunidad. También se benefician de un 60% de bonificación fiscal sobre la renta obtenida del piso.

Entre los incentivos, figura una financiación al 0% de interés para el 87% del presupuesto de las obras que se acometan, hasta un total de 25.000 euros. De esta forma, se cubre el 100% de los primeros 15.000 euros y el 50% del resto del coste hasta un máximo de otros 15.000 euros. Además, Nasuvinsa ofrece la posibilidad de asumir la gestión de las obras de adecuación que pueda precisar la vivienda, sin coste adicional.

En lo que se refiere a las gestiones administrativas, la sociedad pública Nasuvinsa, que dispone en su página web una calculadora simuladora de todas las ventajas que ofrece en cada caso concreto el programa de la Bolsa de Alquiler, se encarga de tramitar la obtención de la documentación previa, como son los certificados de fontanería y de instalación de gas, y del certificado de eficiencia energética.

Finalmente, transcurrido el plazo de cesión, Nasuvinsa se compromete a devolver la vivienda en buen estado y a realizar reparaciones, saneados y limpieza general hasta un importe de 2.800 euros.

La Bolsa de Alquiler dispone actualmente de 893 viviendas, casi el doble de las inscritas en 2015. Junto a esta iniciativa, la otra actuación es la promoción de nuevas viviendas oficiales (VPO) para el alquiler, mediante el programa Navarra Social Housing, que contempla más de 1.100 viviendas, de las cuales 524 están finalizadas o en avanzada fase de adjudicación, lo que supone duplicar el actual parque de vivienda pública de alquiler.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.