Comptos destaca una situación financiera saneada del Ayuntamiento de Pamplona y una «alta» temporalidad en la plantilla

PAMPLONA, 13 (EUROPA PRESS)

La Cámara de Comptos ha fiscalizado las cuentas del Ayuntamiento de Pamplona de 2021 y ha destacado una situación financiera «saneada» del Consistorio. La opinión de legalidad es «positiva», aunque se cita una salvedad sobre el abono al personal de algunos complementos retributivos no previstos en el Estatuto del personal al servicio de las Administraciones Públicas de Navarra.

Comptos señala que el consistorio pamplonés cuenta con dos organismos autónomos, Escuelas Infantiles y Gerencia Municipal de Urbanismo, y participa en seis sociedades mercantiles. También cuenta con la Fundación Teatro Gayarre para la gestión de ese espacio cultural.

El Ayuntamiento de Pamplona gastó 255 millones e ingresó 242. El capítulo más importante de gastos es el de personal, con 104 millones. Los gastos en bienes corrientes suman 74 millones y las inversiones 47 millones. En cuanto a ingresos, las transferencias corrientes aportaron 110 millones, los impuestos directos 54 y las tasas y precios públicos 42 millones.

La Cámara de Comptos señala que la cuenta general del Ayuntamiento refleja «fielmente» la imagen du su patrimonio, situación financiera y resultados económico-presupuestarios. También la opinión de legalidad es «positiva», aunque se cita una salvedad sobre el abono al personal de algunos complementos retributivos no previstos en el Estatuto del personal al servicio de las Administraciones Públicas de Navarra.

SITUACIÓN FINANCIERA SANEADA

Respecto a la situación económica del consistorio de 2020, se observa que el ahorro bruto y neto han descendido de 31 millones a 29 y de 22 a 19 respectivamente. En todo caso, ha indicado Comptos, la magnitud del ahorro neto indica que el Ayuntamiento genera suficientes recursos para atender los gastos de funcionamiento y la carga financiera.

La deuda viva suma 36 millones y ha disminuido un 21 por ciento respecto al año anterior, al haber amortizado deuda por 8 millones. El remanente de tesorería también ha disminuido, pasando de 35,5 a 28,5 millones. A pesar de haber descendido los citados indicadores, se han mejorado respecto a 2018 y 2019.

En definitiva, el órgano fiscalizador ha señalado que, a pesar del ligero empeoramiento de algunos indicadores respecto a 2020, la situación económico-financiera del Ayuntamiento de Pamplona es «saneada».

El Ayuntamiento de Pamplona tiene una plantilla con 1.450 puestos de trabajo, de los que 591 están vacantes, la mayor parte cubiertos a través de contrataciones temporales. La tasa de temporalidad en el personal municipal es del 36%, porcentaje que el informe considera «alta».

24 MILLONES EN INVERSIONES

Respecto a las inversiones, Comptos expone que sumaron el año pasado 24 millones, habiendo aumentado notablemente respecto al ejercicio anterior, en el que solo se invirtieron 13 millones. Entre las inversiones del año pasado destaca la reurbanización de las calles Manuel de Falla, Río Urrobi y Río Irati, adjudicadas en 3,8 millones.

El informe también apunta el gasto de 600.000 euros en el refuerzo estructural de la pasarela del Labrit. Respecto a dicha pasarela, el informe adjunta un relato cronológico de los acontecimientos que han afectado a la obra, un análisis del coste de las obras de refuerzo y de la correspondiente indemnización por responsabilidades.

Por último, el informe cita la aprobación del plan de medidas antifraude como instrumento de control de las ayudas europeas para paliar el impacto de la pandemia de la Covid-19. El informe concluye que dicho plan contempla los requerimientos mínimos exigidos para la prevención, detección y corrección del fraude, corrupción y conflictos de intereses.

Sé el primero en comentar

Deja una Respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.